2015, el año que compraremos online

2015, el año que compraremos online

0

El ecommerce en España parece que no estaba muerto, sino tomando cañas. O cafés. Bueno, más bien tilas. La cuestión es que los últimos informes que se han hecho públicos, ya sea por parte de consultoras, organismos oficiales o de empresas del sector, indican que 2015 puede marcar un antes y un después en la evolución de la compra y venta online en un mercado todavía muy inmaduro como es el español.

19 trimestres subiendo un 10%
Empezamos con la inercia positiva de este 2014. Según un informe de la Comisión Nacional de Mercados y Competencia (CNMC), en el primer trimestre de este año que finaliza, la facturación del ecommerce alcanzó los más de 3.500 millones de euros, casi un 27% más que en el mismo periodo del año anterior. La cifra confirma la progresión de 19 trimestres seguidos con subidas por encima del 10%.

¿En qué nos gastamos el dinero online?
Según el informe, el montante económico generado en el primer trimestre se distribuyó, principalmente, entre diez ramas de actividad: las agencias de viajes y operadores turísticos (15,1%), el transporte aéreo (9,7%), el marketing directo (5,4%), las prendas de vestir (5,0%), el transporte terrestre de viajeros (4,4%), comercio especializado en alimentación (3,1%), los espectáculos artísticos, deportivos y recreativos (3,0%), la publicidad (2,9%), juegos de azar y apuestas (2,8%) y, por último, los hoteles y alojamientos similares (2,5%).

Quince mil millones de razones para mejorar
Entre julio y septiembre la cifra de transacciones subió un 35%, llegando a las casi 60 millones de operaciones. La CNMC avanza una estimación de cierre del sector cerca de los 15.000 millones de euros de facturación. Eso sí, el ecommerce español tiene que mejorar mucho para ser más atractivo, porque prácticamente la mitad de la facturación total se corresponde con compras hechas desde España hacia tiendas online en el extranjero.

Ecommerce móvil
La cifra prevista de facturación según la CNMC es alta, pero según otro estudio realizado por la consultora EY y el Observatorio eCommerce, las ventas online crecerán por encima del 10% en 2015 en España. Además, el estudio avanza que los consumidores mantendrán el importe medio de sus compras en torno a unos 300 euros.

Otro aspecto a destacar del informe es el crecimiento de la influencia de los dispositivos móviles en la venta online. De hecho, el estudio, que se ha elaborado consultando con más de 4.500 tiendas online, señala que muchas de ellas han adaptado o tienen previsto adaptar en 2015 sus plataformas para tablets, phablets o, sobre todo, para smartphones, que en España tienen una porcentaje de penetración del 80%.

Un mercado que puede triplicarse
En la misma línea de perspectivas positivas está uno de los gigantes del ecommerce en el mundo, la japonesa Rakuten. Según declaraciones de su CEO en España, Marc Vicente, a la revista Emprendedores, España será el mercado online de mayor crecimiento en Europa. Según Vicente, el porcentaje de comercio online en España es tan bajo, un 3%, comparado con otros mercados como el inglés, que se sitúa en el 15%, que en los siguientes cinco años espera que el mercado pueda triplicarse.

Pues eso, que el mercado online en España no estaba tan muerto como parecía y las perspectivas indican que se está activando. Ya veremos si para seguir tomando tila o se animará con alguna caña.

En breve seguiremos analizando las perspectivas del ecommerce para 2015, pero esta vez desde la perspectiva de los métodos de pago. Ahí, más que cañas, el mercado necesitará algo más fuerte para salir del Pepi, Luci, contrarrembolso, y otras chicas del montón.

Share This Post: